Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 18 de julio de 2011

Padres + computadoras... pues.. malas noticias

Una gran duda asalta hoy por hoy mi humanidad: ¿seré yo el único mortal que detesta, o en realidad ODIA ser consultado sobre asuntos relativos a la informática, el uso de internet y de computadoras en general, por sus padres?

Es algo que no puedo controlar, y es que me asaltan unas ganas inmensas de convertirme en un serial cada vez que mi mamá me pregunta como justificar un trabajo en Word, o como cargar una foto en Facebook, o como chatear si ya no existe el chat de Cantv...



Bien sé y estoy consciente de que es muchísimo exigir que nuestros padres tengan la pericia que nosotros, jóvenes (aún) pertenecientes a la era del mayor desarrollo tecnocrático jamás experiemtntado por la razón humana, afortunadamente tenemos. Y es que este fenómeno, parece acentuarse a medida que descendemos en la escala generacional: hoy día, un niño de 8 años de edad, podría sutilmente pataer mi culo manejando un Playstation portatil, o alguno de esos artilugios que yo apenas podía imaginar como una irrealizable utopía videojugabilística. Es cieto, no pueden tener tal capacidad para desenvolverse como peces en el agua, y requieren de nuestra ayuda y atención al respecto, tal y como ellos nos enseñaron el abecedario, o la tabla de multiplicar.

Pero coño de la madre, yo nunca olvidé la tabla del 9 por mas de dos ocasiones. Y lo mas cumbre. A nadie jodía con eso.

Mi mamá ha recibido los cursos mas completos y pacientes de mi parte, tanto para realizar labores relativas a su academia como para el uso de las redes sociales, está en todo el derecho de saberlo. Lo chocante empezó cuando me preguntó por quinta vez, como podía subir una foto en el Facebook, o cuando de forma vehemente me reclamó que había dañado su Messenger, solo porque había activado las mayúsculas y no aceptaba su clave.

Un padre con Facebook, Hotmail etc... es una suerte de castigo para el individuo contemporáneo, si no se toman armas en el asunto.

Y esto no es sólo en mi plano familiar: me molesta que gente del trabajo me haga las mismas consultas. Y no tengo problema alguno en guiarlos UNA primera vez. Del resto, pueden joderse a placer, ya que no suelo repetir. Quizá no era mi destino educar a andie, y por eso no estudié Educación. ¿Guarda cierta lógica no?

Mami, te adoro, eres mi mayor tesoro, pero por amor a Jebús, aprende 100% el arte de usar una PC, a leer blogs de individuos problemáticos, y entérate cuanto parte las bolas una consulta relativa a la jodida PC cada 5 minutos, durante el programa favorito del maestro de improviso.


Esta animación, ilustra casi en exactitud como FFFFFFFFFFFUUUUUUUUUUUU cada vez...


No hay comentarios: