Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 27 de noviembre de 2008

Hey tú, fanático de lo Leones, lee esto, te va a interesar...

LA PEOR ADQUISICIÓN DE LOS LEONES EN LO QUE VA DE SIGLO XXI
se llama
* JORGE JULIO TAPIA *

Receta para botar un juego en la novena.

Poner a calentar a Jorge Julio Tapia
Poner de relevista a Jorge Julio Tapia
Esperar que la formula haga su efecto

Nota: la receta aplica inclusive para aquellos juegos que se vayan ganando por mas de tres (3) carreras

Contraindicaciones: Ir ganado por más de diez (10) carreras

Pues si señores, llegó Tapia. Nada tengo contra Jorge, aclaro que esto no es una cuestión personal ni que trascienda los límites del terreno de juego, pero para mi, al igual que para el 95% de los seguidores del Caracas, esto no es sino una nefasta noticia. Jorge se ha caracterizado a lo largo de su permanencia en la franquicia capitalina por representar una fábula teatral en la que una formación de piojos sostiene el peso de una enorme lapa dormida: sabes que el aparente equilibrio es algo circunstancial, mas por suerte que por fuerza, y que en cualquier momento se les irá encima el peso muerto del animal contra el que ejercen empuje. Dicho de otra manera, cuando un fanático que se precie escucha, bien por radio o TV, que Jorge Julio entra a “salvar” un juego, lo primero que haces es recordar cual es la diferencia en el marcador, para acto seguido fruncir el ceño cuando esta diferencia no es sino de 2 o 3 carreras. Prueba de ello fue lo ocurrido el día 24 de noviembre en el juego contra los Tigres de Aragua, equipo que en las últimas temporadas no ha significado una empresa fácil para los capitalinos, y que gracias a no menos de 15 pitcheos de Jorgito, no sólo empataron sinó que nos ganaron el encuentro.
.
Lo mismo estuvo a punto de ocurrir anoche frente a los Bravos de Margarita. Por poco Julio regala el juego de nuevo. La suerte de que los insulares no están bateando fué la que nos salvó de la segunda derrota al hilo, aun cuando el excelente relevo caraquista le entregó el juego a este señor 2 carreras por 0, en lo que hasta su entrada había sido un magnífico blanqueo

Cierto es el argumento que los muy respetados periodistas del circuito de los Leones alegan, y es que no debía culparse solo a Jorge Julio por tan estrepitosa caída en la novena entrada (en el caso del juego contra los Tigres), ya que el Caracas había dejado en tres oportunidades las bases llenas, sin remolcar así fuera una para hacer remedio. Pero tampoco es menos cierto que a pesar de la notable distancia que se ha labrado el equipo esta temporada respecto a los demás, en muchas oportunidades la mínima diferencia ha sido el resultado a favor; es decir, no siempre, mejor dicho muy pocas veces, se está ganando por diferencias abultadas y considerables. Muchas veces se han tenido que sacar los juegos de abajo precisamente en la novena entrada.

En función de ello, no de gratis, la inmensa mayoría de los fanáticos se lleva las manos a la sien cuando ven a Jorge Julio poniendo al primer bateador en 3 y 0, constante ésta última del grueso de sus apariciones con la camiseta melenuda.

Pero, ya va, ¿y Ascanio?, ¿y Orber?, ¿donde está ese cuerpo de relevo que durante la primera mitad de la ronda ha sido la que ha sacado la cara por los felinos? Fácil. En los innings del sexto al octavo. En noveno ya está reservado, como si de una habitación de matadero se tratara. De nada valió que estos muchachos se echaran al hombro el equipo con la valentía y sagacidad que bien demostraron; de nada sirve que el pitcheo abridor haya dado un vuelco de 180 grados a fin de garantizar que la batuta del juego no la lleve el equipo contrario. De que servirá haber ganado 10 juegos en fila cuando nuestro nuevo cerrojo será este:





Señores directivos, cuyas manos parecieran estar de todo el aparataje mediático que durante años ha querido convertir la franquicia en una tarima circense con avatares de feria familiar (¿recuerdan a Hideo Nomo?) y no en un equipo de béisbol: dejen que los que saben de béisbol, jueguen al béisbol. Si no es Kremblas quien va a decidir quien juega y quien no, ¿de que ha valido su esfuerzo entonces?

Más indignante aun, ¿se deshacen del capitán Henry pero no de Jorge? Que alguien le encuentre lógica a eso. Si al menos Henry ya no producía como en antaño, se sabía que en ese pecho había (y aún hay) el alma de un caraquista que sangra por y con el equipo. Pero, ¿le importará mucho a Julio que por su causa la racha entre en balance negativo? Quien sabe.

Quizá me equivoco, quizá es algo circunstancial. Estoy seguro que este señor podría rendir mucho más, pero definitivamente con otro equipo. Ya cuatro o cinco temporadas de ensayo y error con la misma ficha, me parece un insulto a la inteligencia y al sentido común. Reingeniería señores, los cambios los hubo, no veo por qué han de implementarse viejas e ineficaces fórmulas e instituciones desvencijadas.

A Dios ruego por que esto no sea sino un mal episodio, y no el inicio de una devacle considerable que haga descender de manera absurda lo que tanto esfuerzo ha costado mantener en la cima. Subir y bajar en la clasificación se admite, como no, pero por el buen o mal juego, no por caprichos.
.
Tu, amigo caraquista que vas al estadio, avócate a pitar a este tipo apenas salga a calentar, ya que muy probablemente te haga perder los riales.
.
Creanme que en lo que yo me aligere más en cuanto a mis labores, iré única y exclusivamente a que Jorgtio me escuche desde la tribuna.
.
Imagen original tomada de http://caracasbbc.blogspot.com
Editada por mí

No hay comentarios: